La impactante primera semana de Milei

La impactante primera semana de Milei

diciembre 19, 2023Prensa el Siglo

Un paquete económico con el ajuste más grande de las últimas décadas. Nuevo protocolo para reprimir a la protesta social. Más inflación y empeoramiento del poder adquisitivo de la población argentina. La casta sigue intocable, la dolarización aún no ve la luz y el Banco Central goza de buena salud. El plan motosierra por el momento sólo cercena al pueblo.

Daniela Pizarro. Periodista. “El Siglo”. 18/12/2023. Una semana en el poder lleva el Presidente Javier Milei en Argentina y ya desató unos de los ajustes más duros que vivió la nación trasandina desde el retorno a la democracia.

El otrora candidato en medio de su campaña repetía como un mantra que sus medidas irían en contra de “la casta”, es decir, políticos y poderosos que gozan de aquellos privilegios que el argentino común no puede, a pesar de trabajar duramente toda su vida, sin embargo, el tarifazo lo comenzó a pagar directamente el pueblo.

La medidas anunciadas por el ministro de Economía, Luis Caputo, tuvieron como antesala el reiterado discurso de la pesada herencia que dejó la administración de Alberto Fernández, lo mismo que hizo el primer día el recién asumido Milei, quien indicó que no hay otro camino que ir directo por la devaluación y el fin de subsidios a los productos y servicios básicos, de lo contrario se caería en una hiperinflación de un 15 mil por ciento anual. Una cifra cuestionada por varios economistas.

“El relato oficial justificando semejante ajuste es una sucesión de falacias, siendo la más burda la que indica que en la economía se ha plantado el riesgo de una hiperinflación de 15 mil por ciento. Evitarla al provocar en forma deliberada una híper de, por ejemplo, 2 mil  o 3 mil por ciento sería ‘un éxito’ en esta farsa ofrecida como sedante a la sociedad”, apuntó el economista Alfredo Zaiat en la columna “El Caputazo de la megadevaluación de Milei” en Página12.

Y agregó que “el impacto de una devaluación, en este caso mega, es conocido: transferencia de ingresos de los sectores de ingresos fijos hacia los sectores exportadores (agropecuario, energía, minería, siderurgia y aluminio). La impresionante transferencia de ingresos la admiten los propios protagonistas. La megadevaluación de Milei deriva en unos pocos y poderosos ganadores y en muchos perdedores”.

Lo cierto es que la planificación económica del libertario pasó de prometer un anarquismo capitalista con dolarización, fin de las letras de liquidez –leliqs– y el cierre del Banco Central, a un plan ortodoxo liderado por Luis Caputo, el mismo ministro de Economía del gobierno de Mauricio Macri que dejó a la Argentina endeudada con 44 mil millones de dólares con el Fondo Monetario Internacional (FMI). “Vamos a estar unos meses peor que antes en términos de inflación”, dijo Caputo.

“En esta semana Milei demostró ser absolutamente pragmático, alejado de todos los dogmas atados a su anarcoliberalismo. Postergó su plan de dolarización y su programa ahora es un plan de ajuste fiscal y monetario típico del neoliberalismo de la década de 1990”, dice a EFE el analista político Jorge Arias, de la consultora Polilat.

Las diez medidas son: No renovar los contratos laborales del Estado que tengan menos de 1 año de vigencia. Suspender la publicidad institucional del gobierno nacional por un año. Reducir los ministerios de 18 a 9 y las secretarías de 106 a 54, recortando en más del 50% los cargos jerárquicos de la política y el 34% de los cargos políticos totales del Estado nacional. Reducir al mínimo las transferencias discrecionales del Estado nacional a las provincias. No licitar más obra pública nueva y cancelar las licitaciones aprobadas cuyo desarrollo aún no haya comenzado. Reducir subsidios a la energía y al transporte, y en particular al transporte en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Mantener los planes de ayuda social Potenciar Trabajo, de acuerdo a lo establecido en el Presupuesto del 2023. Establecer el tipo de cambio oficial del dólar en 800 pesos (esto supone una devaluación de la moneda argentina de más del 50%). Reemplazar el sistema de permisos de importaciones por un sistema estadístico y de información que no requerirá de la aprobación de licencias. Y duplicar la asistencia que se da a la familias a través de la Asignación Universal por Hijo y aumentar la tarjeta alimentaria en un 50%.

Tarifazo

El plan de Milei busca liberar los precios para que el mercado los posicione a su antojo y con ello fomentar la exportación, es así como el diesel subió en un 37 por ciento al día siguiente del anuncio de devaluación. Según el informe de la consultora económica argentina Ecolatina la primera quincena del mes la inflación alcanzó el 18,1% y el rubro de Alimentos y Bebidas aumentó 16,2%, el café subió un 106,19%, los lácteos un 10,76% y las carnes un 16,42%.

Mientras que la Cámara de Operadores Productores Mayoristas Frutihortícolas del Mercado Central indicó que hay una diferencia significativa entre el valor en que venden los mayoristas versus el precio al que compran los consumidores en los almacenes y supermercados. Por ejemplo, explicaron que un kilo de tomates es vendido a los comerciantes en promedio a 300 y 500 pesos, sin embargo, se vende al público a 2 mil 200 pesos. Lo mismo con el kilo de papas que está a un poco más de mil pesos el kilo y es comprado por los mayoristas en 300 pesos. Cabe destacar que el peso argentino está casi al mismo valor que el peso chileno.

Además, los supermercados recibieron listas de precios con aumentos de 40% en los últimos días, de acuerdo a los datos de Ecolatina la inflación del mes llegaría al 28%, mientras que un informe de JP Morgan pronosticó una inflación de 60% acumulada para los meses de diciembre y enero.

La exministra de Economía de la Nación durante el gobierno de Néstor Kirchner (2005-2007), Felisa Miceli, apuntó que “este brutal ajuste implica una gran transferencia de ingresos de todos los argentinos para las grandes empresas, los sectores financieros y agroexportadores, que serían los claros ganadores de este modelo”.

Y añadió que “estos planes ortodoxos siempre tienen ganadores y perdedores, todo basado en una gran mentira porque Milei habló del ajuste a la casta política; estamos viendo un asalto a los ingresos de los jubilados, la clase media y los sectores más pobres para dárselos a los grandes grupos económicos. A Milei y Caputo les importa que el ajuste implique juntar muchos dólares para pagar la deuda externa; el año que viene va a ser bueno en materia de cosecha, pero esas divisas van a estar disponibles para los pagos con el FMI”.

En tanto, Julia Strada, directora del Centro de Economía Política Argentina, sostuvo que “la gente no votó vivir peor, votó vivir mejor. Con una idea que se había instalado, que es que iban a recortarle a la casta. El ahorro con el achicamiento de la estructura estatal, con nueve ministerios menos, 50 secretarías menos y 42 subsecretarías menos, es de 3.200 millones de pesos en un año, lo cual significa el 0,0014 por ciento del PBI. Evidentemente, los 5,2 puntos porcentuales que están buscando sobre PBI, no están ahí. No están en la supuesta casta”.

La represión

Como era de esperar las medidas anunciadas no solamente atacarán directamente a los bolsillos de la población sino que también fueron dirigidas a reprimir la protesta social. El Gobierno libertario espera que las organizaciones sociales reaccionen a la fuerte alza del costo de la vida, es por ello que la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, anunció el nuevo protocolo para el mantenimiento del orden público ante el corte de vías de circulación, que consta de catorce puntos para evitar los piquetes y manifestaciones inhibiendo el derecho a protestar consagrado en la Constitución, además, busca que sean las organizaciones convocantes las que paguen los despliegues policiales.

“El propósito de este protocolo es que ‘el que las hace las paga’. Por otro lado, establecer un protocolo que proteja a las fuerzas federales en cumplimiento de su deber. Es muy importante entender que hemos vivido muchos años bajo un desorden absoluto”, señaló Bullrich.

Y agregó que “el Estado no va a pagar por el uso de las fuerzas de seguridad. Tendrán que pagar las organizaciones que tengan personería o los individuos de la misma. Se revisarán las personerías jurídicas de quienes bloquearon. Sea por personas que vienen con un plan social o sean sindicatos o trabajadores que estén bloqueando una empresa”

Serán las cuatro fuerzas federales las que intervendrán frente a cortes, piquetes o bloqueos, ya sean parciales o totales. Y destacó que “la ley no se cumple a medias: se cumple o no se cumple”. Esas fuerzas podrán intervenir sin orden judicial, es decir, aplicarán la flagrancia.

En ese marco, la Asociación Trabajadores del Estado a través de una declaración aseveró que “los conflictos sindicales y sociales no deben ser resueltos por la policía o la justicia sino por aquellos que gobiernan, porque para eso fueron elegidos. Las medidas anunciadas por la ministra se orientan a atacar las consecuencias y no las causas de las protestas. Si no quiere conflictos que pare ya el ajuste e incremente los salarios”.

El abogado constitucionalista Andrés Gil Domínguez explicó que “existe un derecho fundamental y humano a la protesta pacífica. La protesta violenta no es un derecho y está castigada por el Código Penal. El derecho a la protesta pacífica engloba la libertad de expresión, el derecho de reunión, el derecho de asociación, el derecho de petición, el derecho a la no discriminación, la libertad sindical y el derecho a la huelga, entre otros”.

En tanto, la Confederación General del Trabajo, mediante una declaración dijo que “esta medida que vulnera las libertades individuales y colectivas, no favorece el clima social que requiere estar exento de violencia, presiones y amenazas, elemento esencial para el ejercicio de la libertad sindical, y pretende subordinar la acción de la justicia al accionar policial y de las fuerzas de seguridad”.

“Más allá de las evidentes reservas constitucionales de tal medida, ratificamos que los trabajadores siempre hemos sido los primeros en respetar la ley porque sabemos que esa es la mejor garantía que tenemos para que nuestros derechos sean respetados”, subrayó el documento.

Publicado por: elsiglo.cl

  Categories: