Martes 12 de Diciembre del 2017

Más articulos

Declaración por Palestina

Una vez más Estados Unidos viola el mandato de la ONU, las múltiples resoluciones emitidas por más de seis décadas, el derecho del heroico pueblo palestino y el Derecho Internacional, al designar a la ciudad de Jerusalén como capital del estado sionista de Israel y trasladar la sede de la embajada de EE.UU. a


Los apoderados de mesa, estratégico para Guillier

Garantizar el respeto al voto en más de 42 mil mesas electorales. Tarea de partidos e independientes. Hay preocupación por maniobras de la derecha. Una de las tareas estratégicas instalada entre los partidos políticos que respaldan a Alejandro Guillier -el candidato presidencial del progresismo y la izquierda


Los pasos que se dan en pos de una Nueva Constitución

Ejecutivo puso suma urgencia a proyecto para fijar un mecanismo de reemplazo de la Carta Magna actualmente vigente. El Gobierno puso suma urgencia al proyecto de ley que busca cambiar el Capítulo XV de la Constitución para fijar un mecanismo de reemplazo de la actual Carta Magna.


“Es más probable ahora un triunfo de Guillier”

“Es más probable ahora un triunfo de Guillier”. Guillermo Teillier, presidente del PC, frente a segunda vuelta, planteó necesidad de actuar “de manera inteligente” y alcanzar “acuerdos programáticos”.


Guillier: “El Presidente de la gente”

El candidato presentó su slogan para llegar a La Moneda. Dijo que desde hoy “comenzamos a hacer oficialmente campaña”. Desde el comando del candidato presidencial Alejandro Guillier aseguraron que pusieron el pie en el acelerador para desplegar la campaña, luego que en estos días el Servicio Electoral (Serve


“Es más probable ahora un triunfo de Guillier”

 

“Es más probable ahora un triunfo de Guillier”

noviembre 24, 2017

Guillermo Teillier, presidente del PC, frente a segunda vuelta, planteó necesidad de actuar “de manera inteligente” y alcanzar “acuerdos programáticos”.

Hugo Guzmán. Periodista. ¿Quedó satisfecho el Partido Comunista con el resultado de las parlamentarias?

Cien por ciento, no. Efectivamente avanzamos, cumplimos con elegir ocho diputados, elevamos la cantidad, que era un objetivo. Fuimos el único partido de la Nueva Mayoría que subió su votación, no de manera espectacular, pero la subió, el único partido que no decreció en votación, y subimos en porcentaje electoral. Recuperamos bastante votación que habíamos perdido en la elección municipal pasada en la Región Metropolitana, lo que nos reconforta. No pudimos cumplir con la elección de un senador, que era uno de los propósitos más firmes que teníamos.

¿Qué significa la no elección de Lautaro Carmona como senador?

Significa que tendremos que hacerle empeño en otra ocasión. En cuatro años más hay elecciones de senadores y tendremos que seguir haciéndole empeño hasta romper la exclusión en el Senado. Sentimos mucho que Lautaro no haya sido electo, él ha sido un gran diputado por esa zona, él merecía ser senador y tenía todas las capacidades. Ahora, bajo ninguna circunstancia esto significa el fin de la vida política de Lautaro Carmona, es el secretario general del Partido Comunista y como tal tendrá que seguir desempeñando muchas responsabilidades y funciones hacia adelante.

Los otros diputados del PC se reeligieron todos, eso tiene una connotación política.

Lo que expresa eso es que las diputadas y los diputados de nuestro partido cumplieron bien su cometido, hicieron bien el trabajo, y eso la gente lo reconoció en todas las zonas donde fuimos reelegidos. Estamos seguros que si Lautaro hubiera ido a la reelección como diputado, también habría salido. Me parece que hubo un reconocimiento del pueblo a nuestro desempeño, a nuestra labor, a nuestro compromiso con las demandas sociales y con la reformas. Además, nuestras dos diputadas reelectas doblaron en sus distritos, tuvieron altísima mayoría. Me parece entonces que lo ocurrido con el partido en esta elección es un hecho político importante.

¿Pero hay elementos de revisión, de autocrítica, después de las elecciones?

Está por hacerse el análisis, que tendrá que ser crítico y autocrítico, indudablemente. No todo es perfecto en estos procesos, no nos vamos a quedar solamente con el triunfo y lo positivo. Tenemos que ver todo aquello que no fue una buena experiencia, y eso se tiene que hacer con bastante dedicación. Hay varios ángulos, por ejemplo, cómo actúo realmente el conjunto del partido, cómo estuvimos en la relación con las organizaciones sociales, con el movimiento social, cómo asimilamos los problemas de la gente. También tendríamos que preguntaros de nuestra política de alianzas, recordemos que nosotros hicimos un acuerdo con el Partido Socialista, que pensábamos que nos permitiría elegir un senador, y eso no fructificó. Tendremos que hace un análisis crítico de qué factores externos influyeron para que no pudiéramos elegir senador. Hay varias otras cosas, junto con esas, que tendrán que ir a la discusión. Hemos decidido hacer un Pleno del Comité Central después de la segunda vuelta presidencial, donde todo tendrá que analizarse y discutirse.

¿Cómo ve el aterrizaje o irrupción del Frente Amplio?

Es un fenómeno electoral por una parte, yo creo que ni ellos mismos se esperaban esta irrupción tan fuerte en la vida política nacional. Es un hecho político. Las explicaciones todavía son someras, pero hay una que está presente y es que, efectivamente, la gente quiere cambios en el país, quiere avanzar más rápido. El Frente Amplio tuvo la ventaja de que ellos no estaban en el Gobierno, entonces podían libremente expresar con más fuerza todas las políticas de reformas y todas las demandas, sin cortapisas de estar en el Gobierno. Aprovecharon muy bien este momento y este espacio político, y el voto de ellos es parte de la comprobación de que la gente quiere transformaciones, quiere seguir adelante con las reformas, por darle un impulso mayor a los cambios. Desde el punto de vista de mirada estratégica al futuro, eso es bueno.

¿O sea que el Partido Comunista podría haber tenido más votación si no estuviese en el Gobierno?

No lo sé. No es esa la cuenta que hay que sacar necesariamente. Creo que sacamos una buena votación porque la gente nos vio luchando por las reformas, de manera decidida, sin vacilaciones, incluso nos vieron muy relacionados con el mundo social para impulsar estas reformas.

¿Aquí se acentuó una disputa por espacio con el Frente Amplio, o quedó planteada una coordinación? ¿Cómo debería darse la relación con ellos?

Es que mire, el Partido Comunista no sufrió merma en su votación. Al contrario de otros partidos. La Nueva Mayoría perdió como 900 mil votos en esta oportunidad y el Frente Amplio sacó 900 mil votos. Hay que sumar dos más dos para saber lo que ocurrió. Se desplazaron muchos votos que anteriormente votaron por la Nueva Mayoría, precisamente para impulsar la política de reformas. Tal vez ahora estaban desencantados porque no se iba más rápido, porque esperaban que se hiciera de manera diferente las reformas, entonces votaron por el Frente Amplio. Tal vez el partido pudo haber crecido más, pero no perdimos votos. Habrá que ver cómo conversamos con ellos, con la idea principal, como le decía, de seguir profundizando y avanzando en las transformaciones.

¿Cómo ve el 36% de Sebastián Piñera?

Con olor a derrota en el candidato de la derecha. Porque ellos pensaban, e hicieron pensar a muchos con el uso que hicieron de unas encuestas instrumentadas, que ganaban en primera vuelta o aseguraban pasar el 45%, y llegar bien parados a la segunda vuelta.

Ahora Piñera anda buscando el voto incluso del electorado del ultraconservador José Antonio Kast. ¿Podrá haber un avance hacia posiciones ultraconservadoras?

No sé cómo hará para captar esos votos y esas posiciones, que no solo son ultraconservadoras, sino que rayan en el fascismo que imperó en Chile con (Augusto) Pinochet. Pero tendrá que ser portador de esa parte de la derecha. Eso tiene que preocupar, porque un supuesto Gobierno de derecha, además de retroceder en muchos aspectos, echar para atrás reformas y derechos, atentar contra la estabilidad funcionaria, cargaría también con este sector que quisiera volver mucho más atrás, con medidas ultraconservadoras.

“Que el candidato se comunique mucho con el país”

¿Se ve más probable que antes un triunfo de Alejandro Guillier?

Desde luego que es mucho más probable ahora un triunfo de Alejandro Guillier, aunque no está fácil. No sacaría cuentas alegres, está difícil, pero si trabajamos bien, si nos empeñamos en hacer una buena campaña, si se actúa de manera inteligente, si se trabaja bien con acuerdos programáticos y buscando acuerdos, indudablemente que eso posibilita el triunfo de Guillier.

¿Cómo se plantea el PC frente a estas tres semanas de campaña de segunda vuelta?

Vamos a lanzarnos con todo a la campaña, contribuiremos al máximo con el triunfo de Guillier y a lograr el apoyo de otras fuerzas. Vamos a incentivar que siga esta discusión democrática respecto a las transformaciones que Chile necesita.

¿Dónde pondría los énfasis en esta parte de la campaña?

En que el candidato se comunique mucho con el país, con la gente, en las regiones, comunicar muy bien el programa, hablar derechamente cuáles son los cambios que realizará. Nosotros replicar eso en la conversación con la gente, salir a dar los argumentos, a garantizar la votación. Junto a eso, hacer bien todas las demás tareas de una campaña como esta, eso es fundamental.

¿Cómo evalúa el factor Michelle Bachelet en este periodo político?

La Presidenta al cumplir con el programa que se comprometió con el pueblo hace cuatro años atrás, ella está creando las bases para continuar con el proceso de cambios. Michelle Bachelet, al abrir este camino, que es de reformas y de cambios que demanda la gente, hizo una gran contribución. Hace un tiempo las encuestas la ponían muy bajo -aunque ahora vemos que las encuestas mienten o son usadas políticamente, o inventadas-, pero vemos que la Presidenta sigue teniendo una gran estima de parte del pueblo. Hay una encuesta, que no se dio a conocer, donde se expresó que Michelle Bachelet le ganaba a Sebastián Piñera si las elecciones fuesen ahora.

Y eso que algunos querían mantener distancia de ella o cuestionaban su gestión.

Eso era un error. Distanciarse de ella, era distanciarse del proceso de reformas que debemos continuar adelante. Hay sectores que se equivocaron al pensar eso. Pero se retomó un buen camino respecto a reivindicar y valorar el trabajo de la Presidenta y esta cercanía que se produjo entre Alejandro Guillier y Michelle Bachelet es muy buena, y eso es positivo para la campaña.

elsiglo.cl

 

 

Actividades

 

 

Federación Nacional Victor Jara - Estocolmo, Suecia
contactos: director@victorjara.se
© www.victorjara.se autoriza la reproducción total o parcial de los contenidos con mención de la fuente.