Sábado 14 de Diciembre del 2019

“Piñera, devuélvenos los ojos”

 

“Piñera, devuélvenos los ojos”

 212 abogados preocupados por “violaciones masivas y sistemáticas” de DDHH. Se exige fin a uso de balines y perdigones. Minsalud obligado a montar plan de reparación ocular.

 Equipo ES. 11/11/2019. Con más de 200 personas con sus ojos amputados o dañados, en redes sociales, carteles, rayados y marchas se increpa al Presidente: “Piñera, devuélvenos los ojos”.

Y es que, a diferencia de lo que piensa el mandatario, su vocera Karla Rubilar o su ministro del Interior, Gonzalo Blumel, la gente le asigna una responsabilidad política al Ejecutivo por la enorme cantidad de ciudadanos afectados gravemente por el uso de balines y perdigones de parte de Carabineros.

Respecto a esta situación, ni Piñera, ni Blumel, han hecho una referencia explícita a esta situación, considerada por organismos nacionales e internacionales como una violación a los derechos humanos. Más delicada se torna la situación cuando el general director de Carabineros, Mario Rozas, en un mensaje a su personal, incluidas las represivas Fuerzas Especiales (que dispararon los proyectiles que provocaron serias lesiones en más de 200 chilenos), afirmó: “Siento que lo estamos haciendo bien”.

Abogados, parlamentarios, académicos y población en general, están exigiendo que el gobierno y Carabineros terminen con el uso de esos proyectiles que, además, causaron cientos de heridos en piernas, abdomen, brazos y rostros. Consultado de manera directa sobre esto, el ministro Blumel respondió de manera esquiva y dejó tácitamente en claro que las escopetas de balines y perdigones se seguirán usando.

Ilegalidad y arbitrariedad de Carabineros

Frente a estos episodios, los abogados William García, Francisco Bustos y Ramón Sepúlveda, presentaron un recurso de protección en contra de la policía uniformada, exigiendo que se “declare la ilegalidad y/o arbitrariedad del acto atribuible a funcionarios de Carabineros de Chile, consistente en disparar balines y/o perdigones en forma arbitraria a sus protocolos, causando lesiones gravísimas”.

De acuerdo con estos constitucionalistas y penalistas, esta acción represiva amenaza “el derecho a la integridad física y psíquica de las personas, a la libertad de reunión y a la libertad de expresión”.

En el requerimiento de García, Bustos y Sepúlveda, se planteó al Tribunal de Justicia que “ordene que se suspenda, de inmediato, el empleo de los proyectiles ‘perdigón de goma o supersock’, u otros que en los hechos empleen actualmente los efectivos de Carabineros de Chile, mediante escopetas antidisturbios, mientras no sea resuelto, mediante sentencia firme, el presente recurso”. Se argumento que eso está fundado en las “numerosas personas que han sufrido mutilación de, al menos, uno de sus ojos”.

Un grupo de parlamentarios de la oposición, entre los cuales están Cristina Girardi, Carolina Marzán y Rodrigo González (Partido por la Democracia), Gael Yeomans, Diego Ibáñez, Gonzalo Winter y Gabriel Boric (Convergencia Social), Juan Santana (Partido Socialista), y Maite Orsini (Revolución Democrática), anunció que se presentará un proyecto de ley que prohíbe el uso de balines y perdigones de Carabineros y las Fuerzas Armadas.

La idea central es que por legislación las fuerzas policiales y militares no puedan hacer uso de esos proyectiles en contra de manifestantes.

Hay que considerar que las víctimas de pérdida de ojos no han sido vándalos ni delincuentes, sino gente participando en marchas y movilizaciones, a pesar de que el gobierno y Carabineros dicen que los que actúan en hechos delictivos son su objetivo.

Minsalud, obligado a instalar programa especial de reparación ocular

Esta situación llegó a tal punto, que el Ministerio de Salud se vio obligado a implementar un llamado Programa Integral de Reparación Ocular, para dar atención gratuita a las personas con lesiones oculares producto del lanzamiento de balines y perdigones. El programa incluiría atención médica, estética y funcional, y apoyo psicológico.

El ministro de Salud, Jaime Mañalich, tuvo que reconocer que las 200 personas con daños en sus ojos es una “tragedia”. Se vio obligado a indicar que “hay situaciones concretas donde se ha hecho un uso excesivo de la fuerza represiva. Ese es un dato que lo reconoce hasta la policía uniformada. En la medida en que alguna de estas lesiones se han producido en el contexto de conflicto político, podría configurarse fallas a los derechos humanos de las personas y eso es algo que tiene que investigarse”.

Sobre el caso del estudiante de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano (UAHC), Gustavo Gatica, víctima de carabineros que le propinaron proyectiles en sus dos ojos, con muchas posibilidades de quedar ciego, Mañalich indicó, en una entrevista en Canal 13, que se trata de una “desgracia máxima”.

El titular de Salud informó que “hemos tenido que atender a más de 1.800 víctimas de la violencia. Y un capítulo muy dramático son las lesiones oculares”.

Sobre el Programa Integral de Reparación Ocular, el subsecretario del Ministerio de Salud, Arturo Zúñiga, precisó que las atenciones se otorgarán en la Unidad de Trauma Ocular (UTO), del Hospital Salvador. Recalcó que “esta unidad brindará atención psicológica, social, rehabilitación, apoyo visual y todas las intervenciones necesarias para optimizar la posibilidad de recuperación”. Se sostuvo que el programa es gratuito y con un equipo multidisciplinario, integrado por oftalmólogos, cirujanos, psicólogos, cirujanos plásticos y terapeutas ocupacionales.

Según datos de la UTO, difundidos por el Colegio Médico, desde el 19 de octubre al 10 de noviembre se evaluaron 170 pacientes con traumas oculares, prácticamente la totalidad por el uso por parte de Carabineros de balines y perdigones. 88% de las personas son de la Región Metropolitana y 147 heridos (86,5%) fueron hombres y 23 mujeres (13,5%). De acuerdo a esos datos, los pacientes que presentan daños en sus ojos tienen entre 12 y 69 años. Treinta y tres de los afectados (18,9%) presentaban “traumatismo ocular con globo abierto”, siendo la causa principal de estas heridas los balines (80,2% del total). Según el Colegio Médico, al 11 de noviembre, se sumaban otros 60 casos que fueron vistos en otros hospitales, lo que fija a las víctimas de balines y perdigones en 230.

En este marco, colegios profesionales, médicos, oftalmólogos, solicitaron hace días al gobierno que se termine de usar esas armas que provocaron tanto daño a menores y adultos. Y la cifra puede aumentar porque tanto el Ministerio del Interior como Carabineros dijeron que se seguirán usando, aunque de “manera acotada”, que para los efectos no es ningún cambio importante.

Enrique Morales, presidente del Departamento de DD.HH. del Colegio Médico, advirtió el 9 de noviembre que “empezamos a denunciar esto cuando habían 29 ojos perdidos, hoy van más de 200. Hemos tratado de dialogar en todas las formas”.

En Chile, “violaciones masivas y sistemáticas de los DD.HH”

Un total de 212 abogadas y abogados, entre constitucionalistas, penalistas y defensores de derechos humanos, dieron a conocer una declaración donde señalaron que en las últimas semanas se vieron “actos constitutivos de violaciones masivas y sistemáticas de los DD.HH, ocurridos en los últimos días, y que siguen aconteciendo hasta el día de hoy” (11 de noviembre).

“No se trata de hechos aislados ni de excesos, sino que estamos en presencia de una política del Estado y sus agentes dirigida en contra de la población civil, y que ha tenido como resultado detenciones masivas, muerte, personas lesionadas y mutiladas que configuran un escenario de afectación de derechos fundamentales como la vida, la libertad, la integridad física y psíquica”, precisó la declaración.

Se sostuvo que “las abogadas y abogados, abajo firmantes, vemos con profunda preocupación los acontecimientos represivos ejecutados por agentes del Estado particularmente por Carabineros de Chile, con el total respaldo de su Jefatura institucional y de la autoridad política representada por el Presidente de la República Sebastián Piñera, lo que le confiere, a la situación, una mayor gravedad”.

Para los firmantes de la declaración, Luego, “la situación está adquiriendo características que nos hace recordar lo ocurrido durante la dictadura cívico militar de Pinochet”.

De acuerdo al escrito hecho público este lunes, “a los abogados se nos entorpece el derecho a visitar a los detenidos, cuando no, simplemente se nos niega ese derecho fundamental de todo detenido y tan esencial para el ejercicio de la profesión”. Se advirtió que “vemos con asombro y preocupación que los recursos de amparo y protección, que tienen por finalidad cautelar derechos fundamentales, del mismo modo que en el pasado, han sido rechazados mayoritariamente, por los tribunales superiores de justicia, todo lo cual debilita la democracia y el estado de derecho”.

Para las y los juristas, en estas semanas de octubre y noviembre, se constató el “uso de balines como una práctica reiterada por parte de la Policía de Carabineros, la tortura, tratos crueles inhumanos y degradantes, cometidos al interior de los cuarteles policiales, dan cuenta que los agentes del Estado se han puesto al servicio del crimen y al margen de la legalidad”.

Los 212 abogados y abogadas demandaron del gobierno “el cese inmediato de los actos represivos en contra de la población civil, constitutivos de violación sistemática, masiva y generalizada de los Derechos Humanos, cuya responsabilidad recae en el mando institucional y en último término en el Presidente de la República, Sebastián Piñera”.

También se llamó a que “los tribunales superiores de justicia que, en el ejercicio de su función jurisdiccional, y ante la gravedad de los hechos, adopten las resoluciones cautelares de los derechos fundamentales, bajo el marco normativo de los Derechos Humanos reconocidos en los tratados internacionales ratificados por Chile, y que tienen como orientación interpretativa el principio pro persona, del cual no se pueden sustraer al momento de ejercer este poder deber del Estado, que detentan de manera exclusiva y excluyente, y en el cual el pueblo soberano confía su ejercicio”.

¿Cómo se explica patrón de conducta de Carabineros, que depende de Interior?

El Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) dio a conocer una información, en base a la intervención de su consejero, Branislav Marelic, ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que analizó la situación de Chile en esta materia.

En la información se indicó: Sobre las lesiones oculares que han impactado a 197 personas, en su mayoría jóvenes, el representante del INDH emplazó directamente al Gobierno y a la policía por su actuar: ‘¿Cómo se explica que Carabineros de Chile, dependiente del Ministerio del Interior y Seguridad Pública, tenga este patrón de conducta? Nuevamente no nos confundamos, no necesitamos que termine un proceso penal para condenar estas prácticas, e independientemente de quien haya disparado, solo pudo salir ese disparo de un agente del Estado’”.

El consejero del Instituto condenó además los casos de violencia sexual por efectivos policiales, efectuados principalmente contra niños, niñas y adolescentes. “Hemos conocido y accionado judicialmente en casos de violencia sexual, donde las víctimas son hombres, mujeres, niños y niñas (…) Es inentendible que, aún prohibiéndose la práctica de desnudamento y teniendo conocimiento de lo ilícito de la conducta, se sigan registrando”.

El reportes del INDH señaló que “respecto del surgimiento de grupos de defensa o de personas armadas que buscan lesionar y amedrentar a civiles, Marelic reconoció ante la comisión que ‘existe ese germen en Chile, que es peligroso. Los grupos de autodefensa deben ser desincentivados por el Estado, y por todos y cada uno de los funcionarios públicos, porque sabemos por la experiencia de países vecinos, que eso solo produce más violencia’”.

Además del representante del INDH, en la sesión también participaron Amnistía Internacional; la Universidad de Chile; la Asociación de Abogadas Feministas de Chile (ABOFEM); la Agrupación Londres 38; la Corporación 4 de Agosto (C4A); la Comisión Chilena de Derechos Humanos (CCHDH); la Articulación de organizaciones para la defensa de DDHH; la Corporación Opción; la Corporación Humanas; el Observatorio contra el acoso – Chile; la Casa Memoria José Domingo Cañas; el Instituto de la Mujer; el Colegio de Abogados de Chile A.G.; la Defensoría de la Niñez y representantes del Poder Judicial chileno.

Crítico informe de observadores de DDHH

En todo este contexto, se supo este lunes 11 de noviembre que la Misión Internacional de Observación sobre Derechos Humanos en Chile determinó que el actuar de Carabineros implicó violación a los DDHH por sus formas y métodos.

Representantes de organismos de Argentina, Brasil y Canadá que efectuaron su labor en Santiago, Valparaíso y Temuco desde el 5 de noviembre, le dieron un balance al presidente de la Corte Suprema, Haroldo Brito, y a autoridades del Congreso.

Andrés López Cabello, del Centro de Estudios Legales y Sociales, señaló que “no se está respetando el derecho a la protesta social, a la manifestación, a la libertad de expresión, y no se está respetando el derecho a la vida y a la integridad física”.

Cuestionó “el uso de armas, como las anti disturbios en manifestaciones sociales, de la forma en que se está haciendo -disparando al torso y la cara- viola los Derechos Humanos de las personas que son víctimas”.

López Cabello denunció ante el presidente de la Corte Suprema y también ante parlamentarios, que “los malos tratos y las torturas de las personas que son privadas de libertad y son sometidas a malos tratos en el furgón policial y en la comisaría, violan sus Derechos Humanos, y viola las obligaciones del Estado chileno en materia internacional”.
Publicado por: elsiglo.cl

 

 

Actividades

 

 

Federación Nacional Victor Jara - Estocolmo, Suecia
contactos: director@victorjara.se
© www.victorjara.se autoriza la reproducción total o parcial de los contenidos con mención de la fuente.