Declaración de organizaciones llamó a deponer “acciones que conlleven a la domesticación, paternalismo y colonialismo”.

La Araucanía. 02/12/08. Diversidad de organizaciones y agrupaciones del pueblo mapuche estuvieron representadas ante la Futa Trawun (gran reunión) convocada en Temucuicui, luego del asesinato del Peñi, Camilo Catrillanca, a manos de miembros de Carabineros. Fue una actividad masiva y representativa y donde se establecieron reivindicaciones y líneas de acción decisivas en esta etapa, sobre todo considerando la continuidad de la militarización del territorio mapuche, la permanencia del Comando Jungla y los planes empresariales  que provienen de las políticas del Gobierno de derecha. En la línea de “derechos y libertades fundamentales” de los mapuche.

Se emitió un documento titulado “Declaración Temu Kuykuy” donde, entre otras cosas, se expresó, a nombre de las comunidades y del pueblo mapuche, la reafirmación del “derecho a nuestro territorio ancestral. Cuyo derecho está reconocido por parte del derecho internacional”, y se llamó “a todos y cada uno de los Lof a fortalecer el ejercicio de recuperación y control territorial”.

Se expresó “nuestro rotundo rechazo a la permanencia del denominado Comando Jungla en Wallmapu. Su vigencia constituye la continuación de los actos coercitivos militares en el marco de la denominada Pacificación de La Araucanía”.

En la declaración se indicó que “exigimos al gobierno de turno a que de manera urgente desarticule y retire dicha unidad policial considerando que esta constituye una amenaza permanente, violando nuestro derecho a vivir en paz, violentando los derechos de nuestros niños, mujeres y ancianos”.

También se planteó la decisión de “establecer una Comisión de Esclarecimiento Histórico del Wallmapuche. Dicha comisión debe tener por objeto el establecimiento de un estándar de la verdad relativo a la ocupación del territorio y sus recursos y para que se esclarezcan todos y cada uno de las violaciones de los Derechos Humanos del Pueblo Mapuche, el genocidio cometido por el Estado chileno y ésta, debe recomendar medidas de resarcimiento e indemnización del daño causado. De esta manera establecer una paz firme y duradera en el Wallmapuche”.

“El Pueblo Mapuche es titular del derecho a la libre determinación. Este derecho representa la ruta de nuestro Pueblo del cual nos comprometemos a implementar y materializar al mas breve plazo en vista que éste nos permite la descolonización”, sostuvo el texto distribuido desde territorio indígena. Agregó que “este derecho es completamente superior a un eventual reconocimiento constitucional, al Consejo de Pueblos Indígenas y al Ministerio de Pueblos Indígenas”.

En esa línea, se sostuvo: “Invitamos a las organizaciones y comunidades mapuche a que reencausen sus acciones en el marco del derecho a la autodeterminación y depongan sus acciones que conllevan la domesticación, paternalismo y colonialismo”.

 También planteo la necesidad de crear una Comisión de esclarecimiento histórico de Wallmapuche, la cual debe “tener como objeto el establecimiento de un estándar de la verdad relativo a la ocupación del territorio y sus recursos y se esclarezcan cada uno de las violaciones a los DD.HH. del Pueblo Mapuche” y “el genocidio cometido por el Estado chileno”.

Respecto a temas políticos, reafirmaron que “el pueblo Mapuche es titular del derecho a la libre determinación. Este derecho representa la ruta de nuestro Pueblo del cual nos comprometimos a implementar y materializar al más breve plazo en vista que éste nos permite la descolonización. Este derecho es completamente superior a un eventual reconocimiento constitucional, al Consejo de Pueblos Indígenas y al Ministerio de Asuntos Indígenas”.

La gran reunión además invitó a “las organizaciones y comunidades mapuche a que reencausen sus acciones en el marco del derecho a la autodeterminación y depongan sus acciones que conlleven a la domesticación, paternalismo y colonialismo”.

La “Declaración Temu Kuykuy” planteó también a todo el Pueblo Mapuche a “seguir implementando y desarrollando la desobediencia, realizando diversas movilizaciones en Wallmapuche y en todo el territorio chileno”.

elsiglo.cl